Nuevas abejas que beben tu sudor y tus lágrimas directo de tus ojos

De todos es sabido que el trabajo básico que realiza una abeja a lo largo de su vida es sober polen para volver al panal y allí dedicarse al a producción de miel. La noticia es que un nuevo tipo de abeja ha hecho su aparición y se diferencia de las demás en que prefiere sorber sudor. Tú sudor.

Estas nuevas abejas de color negruzco han sido vistas en varias ciudades de Norteamérica y su forma de actuar es bastante simple. En primer lugar se dedican a buscar algún animal cercano que esté sudando y, concretamente, si tienen que elegir parecen tener predilección por el ser humano.

Una vez localizado el individuo se posan sobre cualquier zona de la piel sudada y comienzan a absorber el sudor, aunque la parte más inquietante del asunto es que igualmente se pueden ver atraídas por tus lágrimas con el resultado de que van directas a tus ojos.

La explicación de este comportamiento es simple, lo que atrae a estas abejas es la sal que contiene tanto el sudor como las lágrimas. Una vez que han conseguido la sal que necesitan se marchan sin producir daño alguno más allá de la molestia de haberlas tenido cerca. En el caso de las lágrimas, basta con parpadear para alejarlas, pero no deja de ser inquietante.

Por suerte, parece que este nuevo tipo de abejas no es especialmente peligrosa ni agresiva y no suele producir picaduras, aunque al parecer la molestia se produce cuando son varias las que se acercan en grupo.

El descubridor de las abejas ha sido un especialista de la Universidad de Cornell, Jason Gibbs, y las ha bautizado con el nombre de Lasioglossum gotham. Jason que se quedó perplejo cuando una de estas abejas se posó en su brazo para chupar sudor y decidió investigarlo.

Lo curioso es que mientras se está produciendo una desaparición de abejas campestres en todo el mundo, resulta que aparece algún tipo de abeja urbana que se adapta para aprovechar lo que más abunda en su entorno, en este caso sudor humano. [gizmodo, wsj, dvice]

Comentarios

  1. Anónimo dice:

    creo yo que es mentria

Opina